22
Ene
10

Haití

Hoy el espacio es gris…

.

Hoy el espacio es gris,
montañas de cascotes,
olas de ceniza y gritos,
embravecido mar, desierta meseta,
llanura seca
donde los álamos  en el solitario y roto cauce sueñan…
 
Bandadas de pájaros quieren dejar
Ilusionadas primaveras
entre   los espantos de los damnificados
de Haití…
son bandadas de nuestras manos inquietas.
 
Un montón de lágrimas,
en la oscuridad de los escombros,
esperan
la caricia de la lluvia primera…
 
Un niño nuevo nacerá de entre los gritos,
de entre las sombras y piedras.
Desde mi ventana
veo un vuelo de palomas,
-el espacio parece azul-
¿anticipada primavera?

Justi

.

Anuncios

24 Responses to “Haití”


  1. 1 juanjosepintado
    22 enero 2010 en 00:00

    Hola Justín, desde luego, ojalá veamos oleadas de pajaros en el futuro sobre el espanto de Haití…
    Me gusta el nuevo diseño de tu blog.
    Un saludo.
    Juan José Pintado

    • 2 justi
      22 enero 2010 en 00:00

      Eso esperamos, amigo Pintado,
      que ese vuelo de manos, de palomas,
      hagan residencia en Haití, uno de los peores índices de desarrollo humano en el mundo.
      Que este terremoto sirva para volver a construir mejor,
      y a hacer un plan económico y humano a largo plazo…
      Gracias por tus saludos, y palabras.
      Abrazos.

  2. 3 ana rodrigo
    22 enero 2010 en 00:00

    Eso es lo que le queda al pueblo haitiano, soñar con nuevas primaveras.
    Y a nosotros desear que Haití sueñe con bandadas de palomas y se quite la pesadilla de los buitres que le han comido hasta las entrañas,

    que los sere humanos pongamos nuestras manos y nuestro corazón en un pueblo tan castigado por el destino.

    Que este país renazca de sus escombros, que la muerte que ha impregnado estos escombros sea fuente de vida para no repetir la historia.

    La historia de este pueblo no es el terremoto, pero seguro que en Japón el terremoto no hubiese habido tantos muertos.

    A mi personalmente me resulta difícil soñar en este momento, pero si perdemos la esperanza ¿qué nos queda? Si perdemos perdemos la solidaridad ¿qué nos queda de humanos?

    • 4 justi
      22 enero 2010 en 00:00

      “-Nuestra esperanza no ha muerto, no está enterrada en esos escombros”-

      – “Haití puede estar orgulloso de sus sobrevivientes. Su dignidad y decencia ante esta tragedia es en sí sorprendente”-

      Gracias, Ana, por tu reflexión, si nos quitan la esperanza, ¿hacia dónde miramos?
      En nuestro camino de evolución vamos dejando de lado a dioses
      y profetas, pero que no dejemos de lado la esperanza.
      Todos sabemos que la evolución conlleva muerte y destrucción.
      La historia así lo muestra…

      Y la esperanza son los helicópteros,
      los colaboradores,
      las ayudas de cualquier tipo de la gente,
      y…los planes de economía humanizada para todos los pueblos necesitados,
      esas manos que, cual bandada de palomas,
      bien podrían anunciar una nueva primavera…
      (yo he deseado ver un espacio azul)
      Trabajemos para que así sea.
      Besos.
      justi

  3. 22 enero 2010 en 00:00

    Bandadas de manos deben ir para allá, toda ayuda es poca para que Haití se pueda ir recuperando del desastre y vea “la primavera” por fin.
    Un abrazo, Justi.

    • 6 justi
      22 enero 2010 en 00:00

      Hola Fernando,
      es emocionante cómo nos movemos para aliviar las grandes tragedias .
      Lástima que no llevemos nuestra ayuda para prevenirlas,
      y a realizar una colaboración humanitaria de una manera ordinaria.
      Supongo que esto nos hará reflexionar,
      de momento, que nuestras manos, cual palomas,
      vuelen en su ayuda.
      Un abrazo.
      justi

  4. 7 gloriainfinita
    22 enero 2010 en 00:00

    Hola Justi, preciosas palabras las tuyas que hasta tienen esperanza mezclada con el dolor de esta tremenda tragedia, de este castigo a un pueblo ya tan golpeado.
    Apenas puedo ni mirar las noticias estos días, las imágenes son espeluznantes y algunos tratamientos que se hacen de ellas también.
    Miseria, miseria y más miseria, de todas clases.
    Ojalá puedan resurgir, ojalá puedan comer, vivir y aprender.
    Un abrazo, amigo.

    • 8 justi
      22 enero 2010 en 00:00

      Ciertamente, amiga Gloria, que las noticias son espeluznantes.
      Los equipos médicos de MSF y demás organismos no oficiales siguen desbordados y tienen que centrarse en los casos más graves,
      con el agravente de las réplicas de terremotos.

      Es triste ver que pacientes que necesitan urgentemente cirugía están muriendo por los retrasos en la llegada de los suministros médicos.
      Denegado repetidamente el permiso para aterrizar aviones con ayuda.
      faltan los medios vitales, empezando por los espacios.
      Abramos puertas a la esperanza…
      Un beso

  5. 9 Marisa
    22 enero 2010 en 00:00

    Haití, pueblo desfavorecido, el más pobre de América, la tragedia de este terremoto les ha azotado terriblemente, enfermedad, miseria, como poder salir de tanta destrucción, tantísimos huérfanos, gente sin hogar, sin los mínimos necesarios paa vivir. Las ayudas llegan, pero todas? Coincido con algunas opiniones de tus amigos, hay ya mezcla de espanto y alguna esperanza, la de los niños a los que han acogido algunas familias. Esos niños que han dado prueba de una madurez impropia de su edad.Confiemos que entre todos se vaya paliando tanto dolor.
    Tu poema dedicado a este pueblo, sentido, precioso.
    Un abrazo.
    Marisa

    • 10 justi
      22 enero 2010 en 00:00

      Gracias por tu sentida reflexión, Marisa. Poco que añadir.
      Por experiencia en desgracias históricas,
      los niños son siempre el sector más vulnerable en estos casos
      porque quedan separados de sus familias o huérfanos.
      Y luego las secuelas que acarrearán de por vida.
      Espero que los organismos, UNICEF …etc. trabajen para crearles un entorno seguro para prevenir el abuso, el tráfico, la violencia y la explotación que parece ya está ocurriendo.

      Hasta este terremoto, el mundo había vivido ajeno a una situación que ya era muy crítica, tanto en este país como en muchos otros.
      Pero Haití ha tenido que tocar fondo para que lo miremos de frente.
      Ojalá haya solución, ahora de emergencia y luego de reconstrución duradera.
      gracias,
      un beso.

  6. 22 enero 2010 en 00:00

    ¿Te has fijado en los ojos de esos niños, Justi?
    ojos grandes, brillantes, miradas fijas de dolor,
    asombro, soledad…
    Y a su lado, destrucción, abandono, vandalismo…
    Y esperan callados, sin salirse de la fila, algunos desnudos, otros heridos, con sus escudillas en las manos caídas… esperando ese cucharón de comida que les dé fuerzas para seguir viviendo.
    Y mientras, nosotros miramos con compasión esas caras, nos compadecemos de ellos, pero seguimos derrochando dinero en el super, llenando los cubos de basura y mañana les habremos olvidado… como viven olvidados tantos otros niños, que viven una catástrofe continua día a día…
    ¿Para cuando, poner coto a tanta injusticia y desigualdad? ¿Cuánto se podría conseguir si todos los países civilizados, rebajaran un punto su gasto en armas y lo dedicaran a crear infraestructuras y medios de vida para tantos que viven en la miseria?

    Y en el cielo, asoma un rayo de sol,
    e ilumina la piel y la hace brillar,
    el calor se expande,
    llega al corazón de la gente
    y hace que extienda las manos,
    para paliar tanto dolor.
    Ojos tristes, sonreid…
    por el horizonte asoma la esperanza
    entre tanto horror.

    Preciosos versos, sentidos y tiernos.
    Gracias, Justi.
    Besos

    • 12 justi
      22 enero 2010 en 00:00

      Espero, ZARLINDA, que las preguntas que formulas
      tengan pronta respuesta. Y que sea duradera respuesta.
      Muy humanas todas las consideraciones que haces y nos haces en voz alta.
      Quiero comentarte con otras palabras, en este caso de gente que está actuando.
      Estaba leyendo las declaraciones de los cooperantes que están
      en primera fila ante la desgracia,
      y quiero hacerte y haceros partícipe de esta lectura:
      ” La de Haití es la quinta catástrofe a la que acudo como voluntario para prestar ayuda ( habla Alberto Lafuente Jiménez, anestesista de la Clínica Universidad de Navarra y miembro de DYA). Las anteriores fueron el desastre bélico de Afganistán, así como los causados por los terremotos de Pakistán (octubre de 2005), y los dos de Indonesia (el sunami de junio de 2006 y el terremoto de septiembre de 2009). A pesar de mi experiencia, la situación en Haití no ha dejado de impresionarme. Puedo decir que ha sido lo más fuerte que he visto en mi vida (…) Realmente es lo más dantesco que he visto, aunque yo creo que los integrantes del contingente que hemos venido desde España lo estamos llevando muy bien. Con mucha dignidad…
      Jornadas de trabajo agotadoras de 12 horas, comidas de trámite, el fuerte calor y la precariedad de la situación general, hace que el personal destacado en Haití empiece a notar el cansancio. Sin embargo, merece la pena el esfuerzo que estamos haciendo por toda esta gente. Si no somos capaces de dar un poco de nosotros para la población de Haití, que está sufriendo de esta manera, no tiene mucha razón de ser haber hecho una carrera como la de Medicina, ni muchas otras cosas”.

      Nada mejor que leer y escuchar a estos que están poniendo sus manos
      para aliviar.
      Que tengan el soporte de nuestras manos. Es la bandada de palomas
      de la imagen del relato…
      Gracias por tus palabras, siempre tan acertadas.
      un beso

  7. 23 enero 2010 en 00:00

    Hola Justi acabas de demostras que los poetas sabéis elegir también las palabras más adecuadas para expresar el horror, la muerte , la catástrafe, envolviendo vuestras palabras con un halo de esperanza…. Y eso es muy importante, porque con sólo lamentarse nunca se consigue nada.

    Lo dices tú entre líneas, y yo lo reafirmo con mis palabras desprovistas de poesia, pero llenas de sentimiento y de rabia…

    Ojála lo sucedido en Haiti y “otros casos semejantes que puedan venir” no se queden en meras noticias de actualidad que luego vuelvan a salir en los resúmenes del fin de año..

    Ojalá esto sirva para establcer para estos lugares de la tierra, hacinados en la miseria planes a medio y largo plazo y dotarlos de las infracturas mínimas y medios que puedan rescarlos de su incomprensible abandono en nuestro mundo civilizado…ojalá fuera así…

    un beso

    • 14 justi
      23 enero 2010 en 00:00

      “Sentimiento y rabia…
      y que no sea sólo notic¡a de actualidad.”

      Subrayo tus palabras, amiga Colombine, pues dan la pauta de lo que la mayoría reflexionamos ante esta tragedia.
      Y la verdad que sí, que estoy percibiendo una disposición de la gente, también de los Organismos Estatales y no Estatales, para volcarse en una ayuda que no sea sólo de emergencia, ayuda que pueda modificar un desarrollo más humano y sostenido para Haití y sociedades que han quedado
      relegados en el subdesarrollo en general.
      Espero que tenga continuidad y racionalidad esta ayuda que se está organizando, faltan manos, pero también hay muchas maneras de ayudar.
      Y que los Haitianos tengan unas condiciones de dignidad, no sólo barrocones de subsistencia.
      Sería un lamentable desastre que entre tanto escenario como se está montando, la ONU etc. se limitaran a ponerles en la boca agua y un poco de comida. Eso es para empezar. Luego ha de venir todo lo demás.
      Hay muchos milones en el mundo de niños sin escolarizar,
      por causa de este inmovilismo estructural al que nos hemos acostumbrado.
      Y un pais ha de ser reflotado por quienes lo integran sobretodo.
      En el caso de Haití de momento sólo pueden confiar en la ayuda internacional,
      nuestra ayuda.
      Y que todos los niños tengan derecho a un pupitre,
      a una escuela…
      a garabatear letras: papá, mamá, pan,…
      y más letras y dibujos en una pizarra…
      !ojalá!
      y que vean un cielo azul y nuevo tras la mirada,
      y volando…manos como palomas mensajeras…
      nuestras manos,
      colaboremos para ello, y
      quizá sólo entonces podamos inventar otra verdad.
      Gracias por tu comentario solidario, Colombine.
      Besos.
      Justi

  8. 15 Pilar
    23 enero 2010 en 00:00

    Justi, veo que hemos coincidido en nuestras ‘lágrimas’ por Haití. Sentimientos de tristeza, dolor e impotencia…
    Gracias por tu solidaridad en mi post y, al igual que tú, pienso que toda ayuda es poca, además de una buena coordinación que imagino que en un caos semejante, les estará resultando muy difícil. Pero lo peor es el ‘caos’, políticamente hablando, que se ha originado en un principio…

    Esperemos que la ayuda que necesitan se la den ahora y siempre… que les ayuden no sólo a ‘levantarse’ de esta terrible catástrofe, sino a reconstruir el país con ‘cimientos’ fuertes…

    Como te comentaba en mi blog.. seguramente el impacto de la noticia, como siempre, irá apaciguándose y ‘dejarán’ de ser noticia. ¿Hasta cuándo?
    Un ABRAZO grande, Justi.

    • 16 justi
      23 enero 2010 en 00:00

      Así es Pilar,
      Haití está en medio de nuestra vida rutinaria,
      no estábamos acostumbrados a este escenario tan cruel de tragedia,
      y acudimos todos, cada cual a su modo, a colaborar.
      Esperemos que esta colaboración ponga la base firme
      para un desarrollo más humano y duradero para esas gentes.
      Ojalá que no se enfríe la noticia, y que no tengan que venir sucesos tan trágicos para actuar entre los que más lo necesitan.
      Y que no haya una carrera para salir en la primera plana…como parece está sucediendo.
      Un agradecimiento a cuantas personas están ahora allí en primera fila
      atendiendo las emergencias.
      Y sí, otro mundo sin duda es posible…Trabajemos para ello.
      Un beso.
      Justi

  9. 17 Pilar
    23 enero 2010 en 00:00

    Por supuesto Justi, un agradecimiento inmenso y un reconocimiento a esas personas que están allí, como tú bien dices, en primera fila, sacando vida de debajo de la ‘tierra’ (escombros), ayudándoles a sobrevivir y, en otros casos, ayundando a nacer…
    Siempre está la esperanza en todo, esa que no hay que perder..

    Un beso Justi, hoy aún navego por aquí… y he aprovechado, antes de salir, para ‘amarrar’ de nuevo, un rato, en tu ‘puerto’.
    Un gran Abrazo.
    Pilar

    • 18 justi
      24 enero 2010 en 00:00

      Has aprovechado, Pilar, pasar por aquí antes de marchar… ¿viajes de invierno?

      Que siempre tengamos esperanza. Es mucha la que hace falta cuando leemos
      relatos de lo que está sucediendo en Haití:

      Ivette se santigua y relata: “Esta ropa que llevo puesta y estas dos hijas que me acompañan son todo lo que tengo. De mis otros cinco hijos no he vuelto a saber desde el día del terremoto”.
      Cuando se le pregunta adónde se dirige, Ivania responde lo que todos:
      “No sé. ..
      A intentar buscar algo de comida. Hace días que no he probado nada”…

      Gracias por tus palabras,
      Otro abrazo.
      Justi

  10. 24 enero 2010 en 00:00

    Justi, que esas bandadas de pájaros de tu poema vuelen sobre un cielo azul repleto de esperanza. Ahora, cuando la noche todavía está tan presente, se hace difícil ver más allá del horror de tanta destrucción y muerte. Solidaridad con el pueblo de Haití

    • 20 justi
      24 enero 2010 en 00:00

      Hola Paco,

      Ya ves, un país al que su situación económica y humana, desastrosa,
      había borrado del mundo, ha tenido que venir un trágico terremoto
      para recordarnos que existe.
      Que la solidaridad internacional , nosotros incluídos, lo hagan poner de nuevo
      en la vía de un desarrollo digno, empezando por el alimento y la escuela para los peques.
      Un abrazo
      Justi

  11. 21 Rafael
    26 enero 2010 en 00:00

    Esperanza, siempre ha de haber esperanza. Ojalá ese cielo azul sea premonitorio.
    Un abrazo.

    • 22 justi
      26 enero 2010 en 00:00

      Que no nos falte la colaboración y la Esperanza…
      De momento, atender las emergencias,
      y luego, restaurar una sociedad resquebrajada …¿10 años?
      De momento, por el terremoto de Haití, la comunidad internacional se está moviendo y hay una demostración de solidaridad.
      Sólo resta que sea efectiva y duradera.
      Un abrazo, Rafael
      Justi

  12. 5 febrero 2010 en 00:00

    Querido Justi -vendrá de Justo, verdad? 🙂 Me encanta visitarte y ver que desprendes solidaridad en tus verso (me reconozco en este gesto y por eso te siento más cerca). Bello poema y aún más bello el mensaje. Yo escribí uno… Aquí te lo regalo y un saludazo de hermano.

    Omayra
    “-Salir triunfante. Tengo 13 años,
    no quiero morir, no sería justo…”

    La vida implacable
    impiel
    son los poemas
    informes
    hijos deformes
    de un silencio
    que perdura
    impotente.

    El Azar es el destino
    que por nosotros decide
    -meros caprichos mientras nuestra voluntad
    perezca manchando folios y silencios rojos-
    Tú, pequeño infortunio,
    Omayra,
    nos muestras, una vez más,
    el aseso de nuestra existencia
    Tú, inmensa niña
    de lágrimas ausentes,
    nos demuestras una vez más,
    envuelta en valentía y dolor,
    que la lucha por la vida
    no es estéril
    ¡Jamás es estéril!

    Tus frases, tu imagen
    casi vencida -nunca vencida-
    queda haciendo historia,
    queda dando motivos
    para seguir derramando
    blasfemias y torciendo gritos,
    queda para no cejar ni un suspiro
    en la lucha por quebrar
    nuestra desesperanza,
    nuestra impotencia.
    Omayra

    Omayra.

    • 24 justi
      5 febrero 2010 en 00:00

      Hola amigo Rafael Priego,
      qué de energía compartida
      das a tus palabras.
      Todo el calor del mundo ha de arder en nuestros abrazos,
      que no seamos ojos fugitivos
      ante la desgracia humana:
      Haití,
      Omayra…
      y todo el que vierte lágrimas.

      Amar es conocer,
      alargar una mano;
      quien vive, ama.

      Un abrazo,
      es un placer leer tus versos, como pasear por tu blog,
      bellas fotos, humanas palabras.
      Justi


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


Zamora, Puente de Piedra

puente pequeño

Soy lo que siento

¿Quien soy yo? soy lo que me ocurre y siento, azul, rojo, espacio, a veces niño y luego sentimiento, aroma de lejanos tiempos... La mañana es clara y el amor pasa todas las tardes ante mi casa. Soñando, esperando, asomado a la ventana estoy Justi

Justi

miro sin filoazul

Emma-la mascota de casa-

enma

Las fotos que hago

sistema floral

4003745107_a2b2cac529

4003745281_31a660479b

4003745451_1947a8c1b2

Más fotos

Archivos

Mi poemario

soy lo que siento
callar...gritar...siempre por mantener la justicia ante nuevos vendavales...Esos somos nosotros, los que resistimos como robles tras las curvas del sendero de la vida...

moldeando la luz…la imagen y mi palabra

iconodemoldeandolaluz

Historia de nuestras palabras: mis relatos

de la a a la z

El Caballero

quijote
CABALLERO DERROTADO, HAZME SITIO EN TU MONTURA, QUE YO TAMBIÉN VOY CARGADO DE AMARGURA... (leon felipe)

Traje regional de Zamora -CARBAJALES-

trajes
ARTE, COLORIDO, ESTALLIDO DE SENTIDOS EN EL TRAJE REGIONAL DE CARBAJALES-

Aguas del Duero-los arribes-

arrives del duero
Nube blanca, que vas tan sóla en el cielo y tan alta, junto a la luna de plata vendrás a parar mañana, igual que mi amor, en agua. En agua de mar honda y clara. (León Felipe)

leon felipe -monumento en Zamora-

leon felipenuevo

PIEDRAS SAGRADAS

Con las piedras sagradas de los templos caídos grava menuda hicieron los martillos largos de los picapedreros analíticos. Después, sobre esta grava, se ha vertido el asfalto negro y viscoso de los pesimismos. Y ahora... Ahora, con esta mezcla extraña, se han abierto calzadas y caminos por donde el cascabel de la esperanza acelera su ritmo. (Poema de León Felipe)

puente del Esla

puente esla
Tú, viejo Duero, sonríes entre tus barbas de plata, moliendo con tus romances las cosechas mal logradas. Y entre los santos de piedra y los álamos de magia pasas llevando en tus ondas palabras de amor, palabras.

santovenia del esla

santovenia2

MI PUEBLO

Un pueblo entre campos, pequeño, casas llenas de hermanos, una torre de iglesia, alta, y muchos tejados rojos, bajos. Un rio, encinas, una pradera para el ganado, flores, niños por las calles, los sembrados... Gentes que abren surcos en la tierra mientras miran a lo alto a ver si llueve. SANTOVENIA DEL ESLA es MI PUEBLO.

ARTESANÍA DE PERERUELA (zamora)

hornoruela-011g
enero 2010
L M X J V S D
« Dic   Feb »
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031

autor JUSTI


A %d blogueros les gusta esto: